Ex intendente de Guaymallén en Mendoza fue condenado a 8 años de cárcel por enriquecimiento ilícito y administración fraudulenta - El Federal Online

Luis Lobos, intendente a cargo entre 2013 y 2015, se declaró culpable en juicio abreviado y el Tribunal Penal le impuso esa pena de prisión efectiva por enriquecimiento ilícito y fraude en conmutación con una condena anterior. Le será rematada una parte de sus bienes y con el resto deberá pagar una multa. La exesposa será juzgada en 2023.

El ex intendente de Guaymallén por el Frente para la Victoria, Luis Lobos, recibió la segunda condena por hechos de corrupción, en este caso, como autor de enriquecimiento ilícito y defraudación por administración fraudulenta.

El ex funcionario, que ya está preso por otra condena por defraudación a la administración pública, decidió acceder a un juicio abreviado, donde confesó los dos delitos mencionados anteriormente.

De esta forma, entre la fiscalía y la defensa se pactó una pena de 6 años de cárcel. Luego el Tribunal Penal Colegiado 2, a cargo de Luis Correa Llano, Ramiro Salinas y Nancy Lecek, unificó las dos condenas en un total de 8 años de cárcel efectiva.

La sentencia, firmada este miércoles en el Polo Judicial, incluye la inhabilitación perpetua para ejercer cargos públicos y una multa por el 50% del valor del enriquecimiento ilícito investigado.

Luis Lobos tiene varias causas por corrupción y esta es la segunda vez que es declarado culpable en un juicio.

Luis Lobos deberá pasar varios años en la cárcel por casos de corrupción.
Luis Lobos deberá pasar varios años en la cárcel por casos de corrupción

En mayo del 2019 fue condenado por primera vez, en aquella ocasión, a 4 años y medio por “defraudación en perjuicio de la administración pública”. En ese fallo, también fue sentenciada su pareja, Claudia Sgró, a 3 años y 4 meses como “partícipe primaria” en ese delito.

En ese expediente, la justicia investigó a Luis Lobos Según por pagarle a una mujer y a su hijo una “ayuda económica” de 500 pesos, cuando en realidad esas víctimas figuraban como empleados de la comuna y debían cobrar un sueldo de $2.700 que al parecer se los dejaban los ahora acusados.

En el debate ventilado este miércoles, el exintendente era investigado por no poder justificar una larga lista de bienes, la mayoría de estos, de lujo como casas y autos de alta gama.

Luis Lobos permanece actualmente en la cárcel de San Felipe y posee todavía algunas investigaciones en su contra, algunas de ellas por delitos más graves aún, como líder de una asociación ilícita que funcionaba en la Municipalidad de Guaymallén.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *